sábado, 1 de octubre de 2016

A flor de piel

Antes que cualquier titulo en letras hispánicas, teatro y actuación, humana, mujer, testaruda... Soy puramente primigenia. He llegado a una conclusión importante en mi vida, en este momento mi perspectiva es dueña de su propia ideología; mi padre, mis maestros, los libros, me han ayudado a crecer, pero eran sus ensayos, la perspectiva de la vida a través de sus ojos. Sigo leyendo y acudiendo a los sabios, a la relación consanguínea, pero mi esencia tiene su propia voz, no necesito ecos que lo reafirmen; no me interesa conocer a nadie más antes que a mí misma. Mi pasión por la naturaleza y conducta humana, ha dado frutos, ser observadora y analítica de mi propia especie me ha regalado la flor de la que provengo. Mi instinto no está más debajo de una roca, escondido en una cueva, lo he dejado libre sin cadenas, es estruendoso y salvaje.  Está a flor de piel. ¿Lo oyes latir al unisono con el amor? Inalcanzable y primigenio. Es lo que tengo para dar.

No hay comentarios: